ver todos los episodios

83

cómo entregar valor lo más rápido posible a tus usuarios

Cómo entregar valor lo más rápido posible a tus usuarios - Carlos Canizal

Carlos Canizal Moons

Desarrollo

Acompáñanos con Carlos Canizal, CTO de Moons, la startup de ortodoncia B2C de última tecnología con mayor crecimiento de mercado en Latinoamérica.

Comparte

Insights

Si solo tienes un minuto, lo más importante que pueden aprender operadores, inversionistas y fundadores de Moons es lo siguiente:

  • Business before tech. Carlos y su equipo están enfocados en resolver retos de negocio que tengan un impacto ágil en sus usuarios. Para esto hacen experimentos que podrían generar deuda técnica o utilizar tecnologías que no son las más nuevas con tal de probar un concepto velozmente.
  • La mejor contratación es la que hace fit con tu cultura. Al momento de buscar nuevos desarrolladores, en Moons priorizan este fit más que la capacidad técnica que tenga el perfil.
  • Y número tres: que las tecnologías como el no-code o la Inteligencia artificial lejos de quitarte tu trabajo te ahorrarán mucha talacha repetitiva.
Transcript

Artemio: Bienvenidos a todos a una edición más de Cuando El Río Suena. Vamos que corremos a nuestro capítulo número 100, ya llevamos más de 80 publicados y nos emociona mucho todo lo que estamos construyendo acá y todas las personas que cada vez se suman a esta comunidad. ¿Cómo estás, Ro?

Rodrigo: Muy bien.

Artemio: El día de hoy nos acompaña Carlos Canizal, también conectado desde Ciudad de México, al igual que nosotros, ¿cómo estás, Carlos?

Carlos: Muy bien, muchas gracias por la invitación.

Artemio: Es un placer tenerte por acá, la verdad es que ya llevábamos rato queriendo platicar con alguien de Moons y qué mejor que hacerlo con el mismísimo CTO, que eso es justo lo que te trae a esta mesa de conversación.

¿Cuál es el pitch de elevador de Moons?

Artemio: No todos saben qué es lo que es Moons, algunos tal vez han visto alguno de sus ads en redes sociales pero no terminan de entender bien qué es lo que hacen, así que, para tener a todos en la misma página, ¿podrías contarnos cuál es su pitch de elevador?

Carlos: En Moons ofrecemos la ortodoncia más avanzada de Latinoamérica con escáners intraorales, planeaciones digitales y todo esto lo hacemos a través de impresión 3D, entonces, Moons es una empresa de ortodoncia y queremos ser la empresa de ortodoncia referente en Latinoamérica.

Artemio: Fantástico. Yo creo que ustedes entran a un mercado súper grande, un mercado también muy innovador que está en constante evolución y tenemos muchas preguntas respecto a cuál es ese factor de innovación que ustedes empujan porque, además, como lo mencionaba, ustedes entran a un sector en el que hay big players que llevan ya 50 si no es que 100 años operando y es como de estos casos de disrupción tecnológica que nos gusta ver en el ecosistema de venture capital.

Carlos: Así es. La tecnología de la ortodoncia lleva muchísimos años, pero la tecnología de alienadores es relativamente joven. Surgió por ahí de 1997 con una empresa llamada Invisalign, que seguro muchas personas conocerán, y ellos crearon esta tecnología que nosotros estamos trayendo a Latinoamérica por primera vez en muchos países. Sí es una tecnología que es joven, pero está bastante probada, lleva más de 20 años en el mercado y funciona. Me encantaría que hiciéramos una campaña que se llamara “Y sí funcionan” porque, siempre, la primera pregunta que nos hacen es “¿Y sí funcionan?”.

¿Dónde juega un rol fundamental la tecnología durante el recorrido de los usuarios de Moons por el sitio web y hasta la posventa?

Rodrigo: Carlos, como comentas, existe esta marca Invisalign que ya tiene un rato. No sabía yo que desde 1997, tiene ya varios años, pero, de alguna forma, no son tan populares todavía, a pesar de que ya llevan un rato en el mercado, sin embargo, te queríamos preguntar, el recorrido que tienen los usuarios desde que se los encuentran en una app, en el sitio web y hasta la posventa, ¿dónde juega un rol fundamental la tecnología que tienen ustedes? ¿Qué tecnología es de Moons y qué puede ser tecnología de terceros?

Artemio: ¿Dónde está la energía de sus desarrolladores en este camino?

Carlos: Moons es un caso muy particular porque nosotros tenemos un espacio digital pero también tenemos un espacio offline porque tenemos que atender a los pacientes. Si bien, el journey empieza en un ad, en el website o en alguna plataforma digital, ahí empieza el upper funnel y cae a nuestras plataformas, donde van a pasar por un flujo que es el ad, hacer su cita, pagar su cita y, de ahí, se puede dividir el flujo en muchas partes pero, principalmente, se divide en el flujo offline, los pacientes van a asistir a nuestros centros de escaneo donde se harán un escaneo intraoral y obtendrán un modelo 3D de su sonrisa. Esto es genial porque a los pacientes les encanta. Nosotros nos podemos ver los dientes en el espejo pero rara vez podrás jugar con tu dentadura en un modelo 3D y vas a poder manipular 100%.

De ahí, en el flujo pueden pasar muchísimas cosas, pero, si el paciente aprueba la planeación que se le presenta, se manda a la manufactura de sus alienadores. Entonces, ¿en dónde juega un papel la tecnología en este flujo? En todas partes.

Nosotros dividimos el área de tech en dos partes: la parte operativa, que es crear todas las herramientas para que cada equipo operativo esté conectado entre sí y sepa dónde tienen que interactuar, de qué manera tienen que interactuar con nuestros pacientes; y el customer journey, que son las plataformas para que los pacientes puedan dar seguimiento a sus casos y tengan completa visibilidad de lo que está pasando. Entonces, básicamente, la tecnología en Moons se enfoca en las operaciones y en los pacientes.

Y, por ejemplo, todas las plataformas que los pacientes tienen para poder ver y manipular sus dientes, algunas sí son third party porque nosotros no creamos los escáneres intraorales, entonces la parte del escaneo intraoral sí es a través de otras herramientas, pero, el resto, prácticamente es nuestro.

Rodrigo: O sea que integran esta parte de 3D y de la planificación en su plataforma que lo que les da es total control y visibilidad operativa, por un lado, y hacia el cliente, del otro. ¿Sí lo pesqué bien?

Carlos: Así es. La idea es que nosotros podamos tener control de esto e integrarnos con diferentes jugadores para poder tener nosotros el control y diseñar el journey como queramos, sin tener que depender de si hay alguna limitante, que siempre hay muchas limitantes en otras plataformas, pues tratamos de saltarlas teniendo el control de las integraciones.

Rodrigo: Qué interesante porque, cuando estábamos investigando, nos preguntábamos qué tanta de esta tecnología, que Invisalign ya lleva tantos años trabajando, Moons habrá recreado o si se apalanca de la tecnología existente y lo que trae es un gran producto digital o varios, como nos comentas, me imagino que son dos, uno el de paciente y otro que es el operativo, apalancándose de la tecnología de la parte ortodóntica del asunto y realmente enfocándose en la experiencia y en la operatividad.

Carlos: Así es.

¿Qué es lo más relevante para Moons en cuanto a su competencia al entrar con tecnología a una industria que solía ser muy tradicional?

Artemio: Carlos, su caso a nosotros nos encanta porque son de estas empresas que llegan, de entrada, a un mercado que lleva mucho tiempo cómodo con prácticas no tan digitales y lo que pasa es que llega un nuevo player que llega con una inyección sustancial de millones de dólares de venture capital y viene a transformar las cosas, a presentar esta tecnología a Latinoamérica, a buscar ser el referente número uno, no importa que es una empresa que apenas lleve un rato de haber sido fundada con estas ambiciones muy altas y muy agresivas en materia de comer mercado. ¿Qué crees que pase por la cabeza de sus competidores, Carlos? Porque luego este tipo de casos suelen ser como el de Uber-Taxi o el de hoteles-AirBnB.

Carlos: Básicamente, nosotros entramos en el mercado hace 4 años, entramos por ahí de finales de febrero o inicios de marzo de 2019. No sé qué pasará por su cabeza, normalmente no nos ponemos mucho a pensar en eso porque, seguramente, nos vamos a estresar, porque hay jugadores muy grandes como Invisalign, y muchas startups como nosotros. No sé qué pensarán, pero sí sé que nos tienen en el radar y eso es muy bueno porque han habido acercamientos con empresas grandes como las que mencioné y también de otras startups, entonces, mientras estemos en el radar, creo que es algo bueno.

Artemio: Sin duda. Y yo creo que a muchas de las personas, Rodrigo y yo incluidos, nos ha aparecido alguno de sus ads y hemos tenido la oportunidad de navegar algo de su experiencia digital y, precisamente, tenerlos en el radar.

¿Cómo miden en Moons el desempeño de sus desarrolladores?

Rodrigo: Carlos, te queríamos preguntar, ya en la parte que más compete a tu rol como CTO dentro de la organización, ¿cuántos desarrolladores tienen ahorita trabajando en Moons? ¿De qué tamaño es el equipo? Y también, algo que para nosotros es muy importante como estudio de producto y que también ahora en las conversación que tenemos con CTOs es un tema que también vamos comparando de entrevista en entrevista, ¿cómo miden el desempeño de su equipo de desarrollo? Porque sabemos que es un tema, que siempre hay atrasos, estreses y más palabras así. Cuéntanos.

Carlos: Esta pregunta no tiene una respuesta. Hay dos partes de la pregunta, la primera es una respuesta cuantitativa muy fácil, como 15 en el equipo. La segunda es muy complicada y creo que quien descubra cómo medir el performance de un tech team en una receta, se va a hacer millonario. Hay tantos libros, en Silicon Valley hay tantas charlas de esto, pero, desde mi punto de vista, es un problema todavía muy vigente para todos los equipos.

Hay muchas maneras de medir el desempeño de un equipo de desarrollo, pero creo que ninguna funciona al 100 y ninguna es como una receta. Hay personas que dicen “bueno, ¿cuántos commits hizo mi desarrollador?”, para mí eso no funciona. Commit, líneas de código, no refleja el performance de un desarrollador. Hay desarrolladores que pueden pasar pensando la solución horas y con una línea de código lo resuelven. Eso no es peor que cien líneas de código, ni mejor, simplemente son soluciones diferentes.

Creo que la manera de medir a los desarrolladores tiene que ser de manera individual y muchos de los líderes en tech tienen que aprender a saber cómo funciona cada persona. Parece que no, pero el desarrollo de software es algo muy creativo y hay personas que funcionan de una manera, que se incentivan de una manera, etcétera. Entonces, básicamente, lo que nosotros hacemos, y no sé si es lo mejor o lo peor, pero es lo que nos ha funcionado a nosotros, es que establecemos entregables, nuestros sprints son de dos semanas, pero cada entregable tiene componentes mínimos de calidad que establecemos desde el inicio, entonces, cuando llega este entregable, tenemos un equipo de QA que dicen si cumple con lo que se estableció o no y, con base en eso, empezamos un loop de iteración para mejorar. Entonces, lo que hacemos es “X desarrollador ha tenido 3, 4 o 5 loops de iteraciones para llegar a la calidad que estábamos esperando, ¿por qué?” Puede ser porque los requerimientos no fueron claros, sí, el desarrollador se tardó 2 loops pero, a lo mejor, no fue problema del desarrollador. Es muy difícil, a veces, entender de dónde vienen los retrasos, es complicadísimo, ahí todavía hay una oportunidad enorme de investigación de cuál es la mejor manera. El que lo encuentre creo que se va a hacer millonario y es un genio.

Artemio: Para la gente de nuestra comunidad que sigue en la etapa de ideación de su startup o de encontrar el problema que quieren resolver del mercado, este es uno muy latente y seguramente, si han estado escuchando, particularmente, esta serie de capítulos que hemos estado haciendo con CTOs, se darán cuenta de que es un tema que todos, de entrada, levantamos las cejas. Y también es un tema en el que siempre la respuesta que recibimos es “depende”, depende de la empresa, de la persona, del problema que originó el estar retrasado o no estar retrasado o el sí estar midiendo bien o no, y eso que dices me resuena mucho respecto a saber de dónde viene el problema porque, muchas veces, creemos que ya está entregado todo el requerimiento al programador, por ejemplo, yo, siendo un fundador que no es técnico, Rodrigo es aquí quien le sabe mover más a los fierros de esta sociedad, tú puedes creer que el hacer un modal que te avise en automático tal cosa cuando sucede otra cosa en otro lugar, puede que ya está muy bien explicado ahí el requerimiento en cuestión, pero, tal vez, eso, al momento de bajarlo en una pantalla de diseño en un flujo, el mismo flujo revela nuevas cosas que no fueron consideradas al momento de decir ese requerimiento. O incluso, si el flujo o la historia del usuario no está bien diseñada, ahí también podemos encontrar nuevas cosas que surgen en el momento y después todo esto se le atribuye al desarrollador que está haciendo las cosas y muchas se le ponen contra la pared diciendo “eres tú quien va a entregar, es enteramente tú responsabilidad” y, aunque sí, también, porque pareciera luego también que este tipo de cosas pudieran ser algo de lo que varios desarrolladores se pueden agarrar para ganar más tiempo o luego, cuando empieza esta carrera de echarle la culpa a alguien, esto da pie a eso. Esto es un cuello de botella con el que todos tenemos que lidiar, pero, al mismo tiempo, como dices, Carlos, al ser esta un arte tan creativa y tan enfocada al problem solving, igual no nos detiene. Todos seguimos lanzando cosas a producción, todos seguimos acumulando cierta deuda técnica, pero todos seguimos igual, incrementando nuestros productos y tratando de mantenerlos para que escalen a miles, decenas de miles o millones.

¿Qué retos han encontrado en Moons teniendo un componente médico en su negocio?

Rodrigo: Aquí yo quería aprovechar, Carlos, ¿qué retos se han encontrado? No son tantos desarrolladores, sí son muchos, pero, para las startups que luego traen esta cantidad de fondos detrás, tienden a crecer los equipos de desarrollo de forma bastante acelerada.

Artemio: O, como nos contaba Sebastián de Mercado Libre, están contratando 4 mil desarrolladores al año en este momento.

Rodrigo: Pero te quería preguntar, siendo un producto que tiene su componente operativo y de línea de producción, tiene su componente de client facing, pero es un producto médico de cierta forma, hay expedientes médicos, los pacientes esperan cierta seguridad con sus archivos. ¿Qué retos se han encontrado tanto en el tamaño del equipo como en esta zona médica donde hay que tener un poco más de cuidado?

Carlos: Definitivamente, no sé si para bien o para mal, estamos en Latinoamérica y no hay una regulación de los expedientes médicos, hay mucha área gris en México, Colombia tiene ciertos lineamientos, México tiene diferentes lineamientos, pero no hay, como tal, un estándar.

Artemio: Claro, no son la industria fintech que ya tiene al gobierno respirándoles en la nuca respecto a mil cosas.

Carlos: Entonces nosotros lo que hicimos fue alinearnos con la HIPA Compliance de Estados Unidos porque, en algún momento, también tuvimos en la cabeza entrar en Estados Unidos, entonces sabíamos que teníamos que cumplir con las regulaciones de allá. Nos alineamos con eso y es un reto gigante alinearle con esto porque, como tal, no es una serie de estándares que te digan “tienes que hacer A, B, C y D”, simplemente ellos te dan el estándar y tampoco hay nadie que te lo revise en este sentido, sino, simplemente, es cumples o no cumples.

La mayoría de los proveedores que tenemos de servicios, como AWS, tienen mucha documentación acerca de cómo hacer HIPA Compliance y eso nos ayudó bastante, pero ha sido uno de los retos más grandes poder tener esos estándares de seguridad, porque, más que cualquier cosa, es seguridad de la información, porque un récord médico, el simple hecho de haberte registrado en un tratamiento médico de cualquier tipo te va a decir mucho de una persona, entonces, si alguien se registra para caries, todo el mundo va a saber que tiene caries, así de sencillo. Es muy delicado este tipo de información porque exponer esto te puede llevar muchos problemas con los pacientes, a nadie nos gustaría que nuestra información, que sabemos que la de las redes sociales está por todos lados, pero nuestra información médica sea parte de un estudio de marketing, no nos gustaría.

Incluso Facebook tiene muy penalizado, por ejemplo, utilizar ads que apunten a un tratamiento médico, nosotros no podemos decir “estamos haciendo alineadores dentales” y que sea explícito en Facebook, ellos te dicen que eso no lo puedes hacer, que debes cambiar el wording y demás.

Estos retos han sido muy grandes, los tuvimos hace tiempo, creo que esa curva ya la pasamos. Siempre en tech entras haciendo una cosa y aprendes mil, jamás te imaginas que tienes que aprender de ortodoncia, de legal, de healthcare, etcétera, entonces han sido muchísimos aprendizajes para todo el equipo y somos un equipo pequeño, pero creo que tenemos una cultura muy fuerte de business before technology, tenemos que ajustarnos a lo que necesitamos para dar el siguiente paso a nivel negocio porque si sabemos que vamos a dar el siguiente paso a nivel negocio, vamos a estar bien. Entonces, siempre, en los equipos de tech, cuando llega alguien nuevo, siempre hay un push back a “¿por qué no estamos haciendo esto de esta manera si es mejor a nivel tecnológico?”, sí, puede ser mejor a nivel tecnológico, pero hacerlo así nos tomaría seis meses más, necesitaríamos un feedback loop de usuarios internos y externos muy rápido. Una vez que esto se logra adaptar, esto se mueve muy rápido, pero han habido personas que no se adaptan, dicen “yo no puedo estar en un lugar donde no haces pruebas unitarias”, pero eso son pruebas de dos semanas, no necesitamos pruebas unitarias, no vamos a invertir dos meses desarrollando una prueba de dos semanas. Tenemos que probar rápido y, si funciona, ahora sí, vamos a crear todo un proyecto para hacerlo bien, pero, si no funciona, no.

Es un choque muy grande para las personas en tech cuando no están acostumbradas a cómo funciona la startup.

¿Cómo hacen en Moons para negociar con la deuda técnica?

Rodrigo: Oye, Carlos, lo que nos acabas de contar es muy interesante porque el resultado inmediato de tomar este tipo de decisiones de negocio es la deuda técnica, que vamos y vamos juntando más cosas que dejamos para después y que se van volviendo como un fantasma, un monstruo que se va asomando por atrás y, mientras no lo voltees a ver, no hay ningún problema, hasta que luego puede llegar y ser un problema. ¿Cómo hacen en Moons para negociar con la deuda técnica? ¿En qué momento deciden retomar un módulo que habían dejado pendiente? ¿Cómo tienen ese criterio?

Carlos: La deuda técnica es el principal problema de esto. Eventualmente tenemos que tomar las decisiones de “OK, hemos avanzado tanto, esto es algo que se va a quedar, entonces necesitamos pagar su deuda” y a veces no la pagamos completa, buscamos el 80-20 de pagar esto y, principalmente, a niveles operativos, saber qué hicimos, por qué lo hicimos es lo más importante porque, como sabemos, después regresamos y ya no sabemos por qué eso funcionaba así, sí funciona, pero no sabemos por qué lo hicimos de esa manera.

El momento de tomar esa decisión es cuando sabemos que algo se va a quedar y va a ser uno de los pilares de nuestro core tecnológico, tenemos que pagar esa deuda. Normalmente se hace, si son pruebas, si las pruebas son exitosas, iteramos y, cuando decidimos que ya se puede llamar producto versión 1, ya no es un beta, no es un A/B test, empezamos a pagar esa deuda, pero a veces no hay manos para hacerlo todo. No creo que exista una startup que no tenga deuda técnica, es siempre un dilema en qué momento la pagamos.

Artemio: No creo que exista una startup que no tenga una deuda técnica que, siendo granulares, la puedas extender a un año o dos años de trabajo. Es un dolor muy latente y es algo que a mí me sorprende que no ponga en jaque a muchos, pero, como decía antes en el programa, todos seguimos avanzando, todos seguimos acumulando cierta deuda técnica, y sin miedo. Es el único mindset que se puede tener.

Rodrigo: También, la deuda técnica, por eso se llama así, funciona un poco como la deuda normal, es una forma de que un negocio se apalanque y llegue más lejos no destinando tantos recursos. Si todos hiciéramos pruebas unitarias para cada pequeña funcionalidad que vamos a probar, nunca acabaríamos nada. Tiene que existir siempre, lo importante es que, igual que la deuda normal en un negocio, tenga un nivel saludable.

¿Cómo funcionan los tratamientos de Moons?

Rodrigo: Seguimos con nuestro invitado de esta ocasión, Carlos Canizal, CTO de Moons. Retomando la entrevista, Carlos, queríamos preguntarte también, habíamos estado rebotando un poco, ¿cómo funciona uno de estos tratamientos? ¿Qué tanto se le deja la tecnología? ¿Intervienen en algún otro punto de su customer journey? Porque nosotros pensamos que vamos y nos hacen un tratamiento, nos dan un montón de alineadores, ¿qué sucede si no me los pongo? ¿O si pierdo uno?

Al menos, en lo que investigamos en su sitio, no hay un seguimiento por parte de un ortodoncista, un especialista, que haya revisiones, ¿cómo lidian con pacientes con problemas o cómo se salen de este tipo de casos?

Carlos: En Moons existen equipo de ortodoncistas, de especialistas, que son quienes hacen este tipo de planeaciones. Desde el punto de vista tecnológico, estamos tratando de utilizar inteligencia artificial para realizar diagnósticos, los modelos se están entrenando, están siendo entrenados por ortodoncistas. Esto no significa que lo va a hacer una inteligencia artificial y que nadie lo va a revisar, sino que siempre va a haber una revisión por parte de un ortodoncista.

Existe el equipo de Planeación, un equipo de ortodoncistas que son quienes hacen tus planes médicos o tus planes de ortodoncia. Sí tenemos un equipo de ortodoncistas que se dedican a llevar todos estos temas, qué pasa si no me pongo los alineadores, qué pasa si se me rompe uno o si me lastima uno, puedes contactar a nuestro equipo de soporte y ellos se encargarán primero de entender tu problema. Si se te rompió, te van a canalizar con un área que te va a reemplazar ese alienado, pero no necesitas a un médico en ese punto, porque, simplemente, se te rompió y tenemos nosotros un histórico de tus modelos 3D, podemos ver el que se te rompió, imprimirlo nuevamente y enviarlo.

Pero, en una situación distinta, si te duele o te lastima, lo canalizamos con uno de nuestros ortodoncistas y se encargan, a través de una videollamada o, si es necesario, le hacen una cita y el paciente va a alguno de los centros que tenemos para que lo revise un especialista. No es como tal que no haya seguimiento, lo ideal sería que no hubiera seguimiento y es una de las bondades de los alineadores invisibles, que no requieres cada semana o cada mes de un ortodoncista que esté ajustando algo en el tratamiento, pero, si lo necesitas, tenemos un equipo que te puede ayudar.

Artemio: Entonces lo que hacen es quitar capas. Tenemos este acercamiento tradicional en el que, cada semana, cada detalle, alguien tiene que abrirte la boca y meterse en ella para ver qué es lo que está mal o incluso confirmar si todo sigue acorde al plan y lo que estamos haciendo aquí es quitar capas en esas revisiones y sólo hasta que se presenta un problema, entrar con el equipo de especialistas, que incluso todavía no es una cita, primero tienen esta videollamada o estos primeros puntos que les pueden ir diciendo de qué se trata el problema y si realmente sí se necesita que alguien vaya a un consultorio y que sea un problema grave.

Carlos: Sí. Además de que tenemos diversos tipos de tratamientos. Como en todo, hay casos sencillos y casos complejos. Casos sencillos son estos de los que hablamos en los que realmente no se necesita mucho seguimiento porque los movimientos van a ser sencillos. Pero los casos complejos sí requieren un seguimiento más a detalle y se lo decimos al paciente desde su cita “tú eres un caso de este tipo, vamos a necesitar ponerte algún tipo de attachment, entonces tu primera cita sí va a ser con un ortodoncista y después vas a poder usar tus alineadores”, varía de caso a caso, pero sí, en efecto, lo que tratamos de hacer es que ellos tengan el contacto mínimo con los dentistas porque ese es uno de los valores de los alineadores, que a la gente no le gusta ir al dentista, entonces no necesitamos que estés cada mes con nosotros, pero sí te podemos dar un seguimiento.

¿Qué tipo de inteligencia artificial están desarrollando en Moons?

Artemio: Ahorita mencionaste que estaban entrenando una inteligencia artificial. ¿Podrías platicarnos un poquito de eso? Yo, personalmente, llevo dos semanas que no he dejado de chatear con ChatGPT, hemos estado viendo cómo implementarlo aquí en la empresa, ya lo estamos usando en un montón de cosas. En la charla que tuvimos antes de este capítulo, que también fue con un CTO, también hablábamos mucho de las virtudes y de cómo lograron darle un punto a la inteligencia artificial. Me encantaría saber cómo ustedes lo están aplicando en Moons y cuál es la promesa de esta AI que están entrenando.

Carlos: Tenemos objetivos ambiciosos ahí, hemos hablado con varios expertos de inteligencia artificial y la mayoría nos dicen que está bastante ambicioso lo que buscamos, sin embargo, de eso se trata. El primer paso es que nosotros tenemos que hacer un diagnóstico para saber si tú eres candidato o no a usar alienadores invisibles, porque no todas las personas, lamentablemente, son candidatos. Hay personas que, debido a la configuración de sus dientes, van a tener que usar ortodoncia tradicional. Entonces, el primer paso es el diagnóstico y, actualmente, lo que pasa es que tenemos un equipo que se llama Diagnóstico que el paciente, hubo una época en la pandemia en la que le pedíamos 3 fotos al paciente, nos la mandaba, con características muy similares, y empezaba un loop muy fuerte de que las fotos estaban borrosas, no estaban bien enfocadas, entonces ese era nuestro primer paso. Cada que se está poniendo un label a las fotos diciendo “esta foto está borrosa” o “esta sí funciona” se va entrenando esa inteligencia artificial para que, en automático, no haya un input humano que te diga “las fotos están mal, desde ya te decimos que te las tienes que volver a tomar”.

Paso 2 es que esta inteligencia artificial pueda determinar si es candidato o no con base a todas las fotos que ya tiene, ese es el paso dos. Hasta ahí, creo que es bastante normal.

Artemio: Sí, estamos hablando de entrenar a un modelo que reconozca imágenes, de hecho es el mejor ejemplo para explicar la inteligencia artificial: le muestras mil fotos de una cabra y mil fotos que no son una cabra con diferentes fondos, hasta que aprende lo que es una cabra.

Carlos: Todo bien hasta que le muestras un perro que parece cabra y empieza a confundirse.

Entonces, al tercer paso, lo que estamos intentando es exactamente lo mismo que con las imágenes, pero con modelos 3D, y ahí es donde la gente que es experta tanto en machine learning como en inteligencia artificial nos dicen que es algo que no se ha explorado tanto, entonces hay que ver cómo funciona. Ese es el objetivo final, tener todo el flujo y, ojo, esto no significa que lo vaya a hacer la inteligencia artificial, sino que es ayudar a los doctores a tomar decisiones más rápido, es decir “esto está bien, adelante” y no tener que hacer todo el flujo todo el tiempo, sino recibir un poco de ayuda de manera que sólo a las partes finales hagan los ajustes necesarios.

Artemio: Esta visión que tienen a nivel tecnológico es una que, por un lado, le debe de dar miedo a algunos doctores, estamos en este rush en el que todo mundo dice “la inteligencia artificial me va a quitar mi trabajo”, pero, por otro lado, toda esta gente y cosa que sí ven las personas que son optimistas respecto a este tipo de tecnologías, es que no saben la cantidad de talacha que ya no van a tener que hacer y, de hecho, yo creo que va por ahí todo el tema de inteligencia artificial, abriéndonos un poquito más, siguiendo en el campo médico, mi suegra es psiquiatra y a mí me encanta preguntarle “¿qué está roto en la industria médica que se pueda arreglar desde una perspectiva de startup?” Y hemos tenido varias conversaciones respecto a esto y me dijo “cuando nosotros hacemos una receta en la que vamos a diagnosticar a un paciente, es fundamental que el doctor tenga anotado en algún lugar o sepa de memoria si el medicamento que va a prescribir viene en tableta, en líquido, si es de 2mm o 4mm”, y toda esta información, que realmente sólo es de memoria y sólo es de acervo, muchas veces pierden mucho tiempo haciendo recetas para los pacientes y ya sumando la cantidad de pacientes a los que tienen que darles recetas, poniendo esto en contexto, en el IMSS aquí en México, donde cada consulta dura 15 minutos, el 33% del tiempo por consulta se pierde en este tipo de cosas que son meramente algo que una inteligencia artificial podría asistirte muy fácilmente. Si ustedes son de las personas que tienen miedo de que un AI les vaya a quitar su trabajo, no piensen así, más bien piensen en que ahora va a haber menos talacha y en que el trabajo que ustedes van a poder hacer será mucho más productivos.

Carlos: Sí, esa es la más grande misconcepción de la inteligencia artificial. Su objetivo es ayudarte a que te enfoques en lo que verdaderamente importa en lugar de estar enfocado en otras cosas. Yo siempre lo he dicho, el mejor desarrollador no es el que se sabe todos los comandos, es completamente irrelevante si te sabes los comandos o no, siempre vas a tener una guía que te va a ayudar, enfócate en la lógica, en el business logic, eso es lo que realmente te va a hacer un buen desarrollador, no saberte todos los comandos, es llenar tu cabeza de cosas innecesarias y ahí es donde entran mil cosas que te pueden ayudar donde la gente siempre, y no sólo los médicos, cualquier persona ahorita en el mundo está diciendo “la inteligencia artificial me va a quitar el trabajo”, los desarrolladores, los diseñadores gráficos, todos estamos muy asustados, pero creo que no hay razón para ello.

Rodrigo: Sin duda, es una gran oportunidad y también hay que dejar que se desenvuelva porque, si tener miedo ahorita es pronto, esperemos unos años a ver qué cara pone.

Artemio: Sí, ya que una inteligencia artificial monte una startup de producto y me quite a todos mis clientes, ahí tal vez empiece a sudar un poco.

¿Cuáles son 3 consejos fundamentales para líderes de equipos de desarrollo?

Rodrigo: Oye, Carlos. Retomando un poco el guion, nos podrías dar tres consejos fundamentales que si te encuentras con alguien que está liderando un equipo de desarrollo le dirías “en mi carrera, estas son las tres cosas que o no te pueden faltar o donde no puedes caer”.

Carlos: Si yo le diera tres consejos a una persona para liderar equipos de desarrollo creo que el primero, y para mí uno de los más importantes, es que la motivación del equipo es lo más importante. Hay que aprender a conocerlos, aprender qué motiva a cada uno de los miembros y establecer los retos correctos para cada persona. Hay personas que les emociona mucho un tipo de proyecto, otras a las que no, entonces, si conoces eso, si sabes cómo funciona cada persona, vas a sacar lo mejor de cada uno y vas a ayudar a que estén muy motivados porque están haciendo lo que les gusta.

Business before technology. Los ingenieros, todas las personas en tech, nos encanta hacer las cosas lo más difíciles posibles porque es donde demostramos que somos buenos a nivel técnico, pero eso, a nivel business, no funciona. Tienes que entender qué es lo que funciona para el negocio y ni modo, doblar la mano y saber que no me gusta utilizar herramientas de no-code porque yo sé programar, sí, pero sé que me va a tomar un mes cuando una herramienta no-code lo haces en dos días, entonces business before technology.

El último consejo tiene que ver también con el equipo y es acerca del reclutamiento. Creo que lo puedo dividir en dos fases. La primera es que los skills técnicos son súper importantes, pero el fit cultural lo es más. De nada te sirve traer un rockstar que te va a destrozar al equipo, entonces tengan mucho cuidado ahí. Obviamente eso depende de cómo es la cultura de cada equipo y de cada empresa, no hay fit cultural correcto, simplemente va a depender de la empresa, no estoy diciendo ningún tipo de cultura, sino tiene que hacer fit con tu cultura.

Y, finalmente, creo que lo único que no sólo aplica para los equipos de tech, es contrata lento y despide rápido, no vale la pena. Suena un poco tirano, sin duda. A nivel personal, a veces, hacemos mucho clic con las personas, pero, a nivel business no funciona, entonces tienes que tomar esas decisiones y eso no significa que no des oportunidades, da una, dos o tres, pero establece cuánto es el límite de las oportunidades y, después de eso, si no funciona, no funciona y toma la decisión.

Artemio: 100%, creo que todos estos consejos que das, cada uno puede ser un tema de conversación para u podcast entero. Por ejemplo, esta parte del no-code yo súper la empujo, y algo con lo que me topo muchísimo es que te dicen “toma el mismo tiempo desarrollarlo custom que hacerlo no-code”, y sí, pero qué tal el mantenimiento o todo lo que implica en el big picture, ¿realmente sí toma el mismo esfuerzo o, sencillamente, es también un tema de ego o de sentir un poco dañado el craft de las cosas? Pero eso no choca con nada. Empresas públicas utilizan herramientas no-code para operar todos los días.

Nos contaba Sebastián, el equivalente a la posición de CTO de Mercado Libre, él mismo nos decía “Excel aguanta muchísimas cosas, hay ocasiones en las que dejamos que los equipos sigan haciendo las cosas manuales hasta que ya sea una necesidad latente el digitalizarlas y automatizarlas dentro de la empresa”, y creo que el ejemplo de cómo él tuvo un exit con su primera empresa es un gran ejemplo del que todos podemos agarrarnos para poner en ejemplo hasta dónde llega la tecnología no-code. Para quienes no conozcan esta historia, haré un breve resumen. Él hizo una app de taxis, que fue de las primeras que compitió en este realm donde está Uber y Cabify, la de él se llamaba Yaxi. Ellos sencillamente tenían un form en línea donde tú pedías tu taxi, ellos recibían el form y, de manera manual, ellos se comunicaban por SMS o por llamada con una red de taxistas que tenían, uno la tomaba, te avisaban y era este proceso enteramente manual, la experiencia sí era digital para el cliente. Pero eso les permitió probar el concepto, escalar con los primeros clientes, probar que había valor, contratar desarrolladores y, eventualmente, le compraron la empresa y tal vez este podcast, si lo está escuchando Sebastián, lo haga desde una bella casa viendo al mar.

Pero por ahí va la cosa, no se peleen con estas cosas, particularmente si tienen un perfil técnico, y sepan dónde sí ceder y dónde no ceder, porque la tendencia va hacia allá, hacia que existan estos template de código que la gente pueda customizar y que puedan acceder a estas funcionalidades de manera más rápido y más escalable sin tener que pasar sin todas estas broncas de mantenimiento, de setup, que si falló en el ambiente de desarrollo y luego producción está atorado o el QA. 9 USD al mes, muchas veces, es la solución.

Carlos: Y, nuevamente, igual que la inteligencia artificial, no te va a quitar el trabajo, sólo te va a quitar la talacha, tú te vas a enfocar en lo que importa.

¿Hacia dónde va la industria tecnológica en Latinoamérica?

Artemio: Esta pregunta es mirando hacia el horizonte, tratando de hacer un poco de prospección. Hay muchísimos desarrolladores en el mercado laboral, ahorita con los lay offs de las grandes empresas hay más todavía, hay también más gente preparándose que nunca para la labor, tenemos mucha educación gratuita en internet, tenemos muchos programas como el de Henry en el que tú puedes aprender a programar y ya que consigues un trabajo les empiezas a pagar esta maestría que tuviste con ellos y, al mismo tiempo, tenemos tecnologías y frameworks emergiendo por todos lados que hacen las cosas mucho más ágiles o mucho más sencillas que antes.

Carlos, ¿hacia dónde crees que vamos y qué crees que le espera en el futuro a esta industria tecnológica? Tal vez, particularmente, aquí en Latinoamérica para acortar un poco esta preguntota que da para un panel de 4 horas intensivas en un summit.

Carlos: Desde mi punto de vista, lo bello del desarrollo de software es que es para todos. Cualquier persona con cualquier background educativo puede incursionar en el desarrollo de software. He conocido personas que estudiaron para ser actores de cine y después hicieron el switch porque dijeron “me gusta más esto”. El background no importa porque hay personas que nacen con ese don de la lógica en su cerebro, entonces es muy fácil que tomen esto.

Pero también está el lado contrario. Es cierto, todos podemos programar, pero, como hay tantas herramientas disponibles para aprender, prácticamente, como lo mencionas que cualquier persona con una computadora o un teléfono y acceso a internet puede aprender a programar, pero, ¿qué ha hecho esto? Ha hecho que también muchas personas, y no estoy diciendo que esté mal, simplemente lo tomen como algo que dicen “aquí es donde está el dinero”, entonces no es una pasión. Eso ha hecho que, sí, haya muchísima oferta y muchísima demanda, pero lo importante aquí es que, sí hay muchísimos, pero cuántos de ellos realmente están apasionados por esto y lo van a hacer crecer.

Adonde yo veo que va a ir todo esto, y es lo que estábamos mencionando hace unos minutos, es que la tendencia va a ser el low-code y el no-code y eso va a hacer que los desarrolladores tengamos que estar especializándonos cada vez más. El front end, no necesitas a desarrolladores de front end porque hay herramientas que te ayudan a hacer el front end.

Entonces, la tendencia es que los desarrolladores se van a tener que especializar en cosas ya no tan enfocadas como lo que es ahorita hacer front end, ahorita ya hay mil herramientas que hacen front end, entonces te vas a tener que enfocar en arquitectura, en otras cosas, de manera que sigas con este ciclo. Yo creo que estamos terminando una etapa del desarrollo de software que fue el boom desde el 2000 hasta ahorita, creo que ya estamos en una nueva etapa en la que los desarrolladores ya no es suficiente saber programar, ahora tienes que saber otros skills de arquitectura, inteligencia artificial, de machine learning, y eso no significa que somos todólogos, sino que te especialices en algo y ahí es donde te enfoques, porque esa es la tendencia, que cada vez hay más herramientas de este tipo que nos van a permitir hacer la talacha y que tú te puedes enfocar en lo que importe.

Artemio: 100% y, de hecho, algo que a mí me sorprende, yo soy un miembro muy activo de una comunidad de internet que se llama Indie Hackers y en esta comunidad somos personas de todo el mundo que están buscando, de la manera más eficiente, respecto al costo, el poder generar ingresos o profits para sus compañías o para sus proyectos personales. Y es sorprendente la cantidad de casos de estudio que en los últimos años vemos a una one person company que tiene todo un stack de no-code, el sitio lo hace con Webflow, todo su tema de formularios dinámicos lo tiene en Typeform y con Typeform más en una app compleja que, por lo menos, sabe pedir buenos datos y con ciertas banderas mostrarte cierta info y automatizar ciertos procesos y demás, y son empresas de una, dos o tres personas y luego la primer contratación no suele ser una de desarrollo, sino que suele ser una de marketing digital para escalar la cosa.

Es bien interesante adónde vamos, yo también creo que para allá va la tendencia, creo que es muy emocionante porque, lejos de quitarnos cosas, nos potencia y hace que este espacio negro en el que estamos caminando sin ver o sin saber bien qué es o que vamos a tentar después, vamos cada vez más rápido en esa dirección y no hay por qué temerle. Creo que esa es la dirección.

¿Hacia dónde se está moviendo la industria de manufactura y dental?

Rodrigo: Ya que nos estás contando qué es lo que ves tú en el futuro en cuestión de tecnología, y en cuestión de manufactura y de la industria dental, ¿adónde consideras que se está moviendo la cosa?

Carlos: Yo creo que la digitalización y la automatización es inminente para la industria de manufactura dental y médico, creo que la práctica médica, no sólo la dental, es una de las prácticas, la privada, principalmente, que no está digitalizada. Hay un gran rechazo a la tecnología en cosas tan básicas como, por ejemplo, una agenda digital. He ido con doctores que, si bien tendrán un Excel con los teléfonos de los pacientes, pero siguen usando la libreta y a una secretaria para eso.

Entonces quiero creer que es un tema generacional y va a ir esto cambiando. Ya las nuevas generaciones saben que existe Calendly y utilizan este tipo de plataformas para hacer sus citas, pero sí creo que cada vez más las nuevas generaciones van a adoptar más este tema de digitalización y yo creo que, básicamente, lo que mencionaba, no sólo nosotros, pero, en un futuro no muy lejano, creo que vamos a poder ver planes dentales creados por inteligencia artificial, basados en las preferencias de los médicos. Imagínate que cada médico tiene un software que va aprendiendo mientras el doctor va trabajando y haciendo sus tratamientos dentales y, eventualmente, un algoritmo te dice “ya sé cómo tú trabajas y esto es lo que yo te propongo” y el doctor dice “si me gusta, pero hay que hacer estos ajustes” y cada vez va aprendiendo más y, nuevamente, no es que vaya a hacer el trabajo del doctor, es que te va a decir “yo ya me adelanté y te estoy proponiendo esto, tú sólo, con tu experiencia médica, dime qué hacer”, y entonces creo que ese es el futuro que yo veo para la industria dental e incluso médica.

Artemio: Qué emocionante hacia dónde van las cosas. Este tema de los doctores es uno muy chistoso porque, por parte de la familia de mi familia, todos son doctores y con cada uno he tenido una conversación en la que siempre el resumen es “tienes que dejar de hacer las cosas como las estás haciendo porque, genuinamente, parece que sigues viviendo en los 90s, ya ni siquiera pasaste al nuevo milenio”. Y creo que ahí también hay una nueva oportunidad para las personas que están buscando resolver un problema en algún mercado, el poder ayudar a digitalizar esta experiencia en los doctores porque aquí estamos hablando de lo que compete a dentistas, pero realmente es toda la industria médica la que tiene este problema y están atrasadísimos en muchísimos factores.

¿Cuáles son los retos más grandes a los que se enfrenta Carlos y Moons en los próximos años?

Artemio: Carlos, esta ha sido una charla súper nutritiva, lo hemos pasado muy bien, lastimosamente, ya estamos llegando al final. Esta es una pregunta que le hacemos a todas las personas que han venido a este espacio como desde el capítulo cinco y nos encanta porque nos da una muy buena fotografía de qué es lo que está pasando ya empezamos a ver qué respondieron todas las personas que entrevistamos. Ante los retos que enfrenta Moons y tú como su CTO en los próximos años, Carlos, ¿qué te quita el sueño? ¿Dónde identificas los retos más grandes que ustedes van a tener que enfrentar?

Carlos: Expansión. Para mí, queremos tomar toda Latinoamérica, ser el referente dental en toda Latinoamérica y entonces no sé si me quita el sueño porque la verdad todo el equipo de Moons trabaja muchísimo y todos terminamos rendidos y caemos dormidos de inmediato, pero sí es algo que me emociona, me emociona al mismo tiempo que me asusta un poco porque es gigante el mercado, entonces tratar de tomarlo todo es el reto, pero eso es lo que nos mantiene aquí emocionados y trabajando día a día para lograrlo.

Artemio: Fantástico, Carlos. Muchísimas gracias por venir a este espacio, te deseamos la mejor de las suertes a ti y a tu equipo en esta misión que tienen. Le recordamos a todas las personas que, si no han compartido este espacio con alguna persona, por favor, lo hagan, idealmente con fundadores de startups con tecnología en el núcleo, tal vez alguna persona que trabaje en alguna startup y que quiera agregar más valor a su organización o, sencillamente, curiosos que quieran adentrarse en este camino que es construir un negocio saludable en internet.

De igual forma, en cuandoelriosuena.com ustedes encuentran el call to action para registrarse a nuestra newsletter y recibir una notificación cada que tengamos un capítulo nuevo. De igual forma, ya estamos planeando este año para LATAM Startup, tenemos muchas ideas, muchas ambiciones, sigan atentos a lo que se viene para esta comunidad. ¡Muchas gracias, nuevamente, Carlos! Nos vemos a la próxima.

Si crees que a alguien le seria útil este contenido, compártelo con esa persona.

Escucha otro episodio

los mejores recursos para negocios digitales

Nunca dejamos de aprender sobre nuestro ecosistema, cuenta con que compartiremos lo más valioso contigo.

Conoce las lecciones más valiosas después de +100 episodios publicados de nuestro podcast. Lee sobre la Minimum Viable Startup.

suscribirme
switch languageenglish

Solo usamos cookies para brindarte la mejor experiencia en nuestro sitio, pero puedes revisar nuestra política de cookies e inhibirlas si prefieres. Si sigues navegando por el sitio asumiremos que estás de acuerdo con ellas.